-- Publicidad --

CLASES DE PECHOS

CLASES DE PECHOS

1- Los pechos alegres:
Son aquellos que parecieran sonreír, suelen ser turgentes, firmes y erguidos naturalmente. Por lo general se encuentran contenidos por sutienes con breteles de colores que asoman insistentemente por el borde de la remera, como diciendo “Ey, aquí estoy”, y siempre tratando de entablar diálogos con los transeúntes.

2- Los pechos deportivos:
Al igual que los coches, van a gran velocidad, y apretados en un sostén ceñido. Suelen ser portados por jugadoras de hockey, tenistas o corredoras.
Como no pueden moverse mucho, sufren de un poco de claustrofobia, y cuando por fin ven la luz se los nota como un cachorro persiguiendo una pelota, felices y movedizos.

3- Los pechos cabriolet o descapotables:
Una vez más, al igual que los coches, son aquellos que se utilizan para llamar la atención y hacer que se vuelvan las miradas.
Usualmente acompañados de push ups y escotes superiores (Generalmente remeras blancas ajustadas o similares), son portados con orgullo e indiscreción, y más de una vez son aprovechados para sobreponerse a situación de bajón transitorias.

4- Los pechos aventureros:
Tal como dice la canción de Ricardo Arjona (Escucharlo fue pare de la investigación científica), víctimas de la gravedad y móviles al compás.
No suelen ir acompañados de sutién y son por lo general rebotadores.
Dentro de la sociedad tetal, son quienes practican el benji jumping (o puenting) desde las clavículas hasta la 5° costilla los más saltarines.

5- Los pechos presidenciales:
Son aquellos pechos que, al igual que nuestro presidente K, son bizcos.
Por lo general el derecho apunta al frente y el izquierdo apunta hacia el costado o viceversa.
Son portados con elegancia, pues eso no le impide estar en las mujeres de más elevado cociente intelectual. Los corpiños con bretel de silicona, debajo de un trajecito gris, suelen ser los aliados correctivos que los obligan a mirar al frente.

6- Los pechos disímiles:
Así como las osas, hay una teta mayor y una teta menor.
Son pechos conflictuados, ya que el mayor siempre recibe más afecto. Están en una tensa relación entre sí debido al poco balance entre los mismos.
En caso que se encuentre con un caso así, distribuya su amor en partes iguales y evitará un potencial conflicto.

7- Los pechos orgullosos:
Aristocracia entre los senos. Se saben manejar al compás, son buenos compañeros entre sí, caminan siempre con su frente alta y su vista al frente, a sabiendas que son la envidia de los demás senos y la codicia de cuanto calenturiento ande dando vueltas.
Son pechos capaces de mantener callados por timidez a un grupo de albañiles en obra, a escolares de quinto año en plena chupina (o rata o rabona).
Son pechos que pueden llevarse el mundo por delante.

8- Los pechos nuevos burgueses:
Así como la burguesía históricamente representaba el ascenso social a través del éxito económico, estos pechos, capitalistas, trepan la escala social desde cualquier categoría, hacia la de orgullosos, a fuerza del dinero.
Igual que soltero reciente no pierden la oportunidad de salir a divertirse y ser vistos.
Tienen una tendencia a relacionarse con el sobrebronceado artificial.

9- Los pechos timidones:
Son aquellos que apuntan hacia adentro, pechos introspectivos, que una vez que uno los llega a conocer, suelen ser divertidos, pero a primera instancia tratan de pasar desapercibidos, y suelen ir acompañados de cuellos altos.

10- Los pechos paranoicos:
Suelen mirar hacia los costados, esperando algún ataque proveniente de cualquier frente. Por lo general, y debido a su paranoia, van acompañados de sostenes que se abren por delante, pues quieren saber quién es el que abre el broche, y cómo lo hace.

11- Los pechos sorpresivos:
Suelen ser de las más altas categorías de la escala social de senos, pero tienen la costumbre de ir siempre demasiado tapados, utilizan poleras, cuellos tortugas, escotes en la espalda y no en el frente.
Son aquella parte de los pechos aristocráticos que buscan el golpe de efecto de la primera visión.

12- Los pechos deprimidos:
Son aquellos a los que la falta de cariño y de ejercicio los tiene sumidos en la depresión, alicaídos y ocultos.
Con buenos cuidados se puede lograr revertir su situación, pero hay que tener mucho ojo por posibles recaídas.

13- Los pechos amigables:
Son generosos, comen y convidan, se comparten con todos, se muestran y son el alma de la fiesta.
Siempre es bueno tener uno a la mano.

14- Los pechos mentirosos:
Son aquellos que se hacen pasar por aristocráticos cuando están vestidos, pero en realidad utilizan muchas tretas y artimañas para mostrarse así.
Al igual que toda mentira, tienen patas cortas, y suelen ser puestos en evidencia.

15- Los pechos perfectos:
Para finalizar esta clasificación. Son los pechos que tienen la forma, la firmeza, la turgencia, la personalidad y todo perfectos.
Muchos dicen que son un mito, pero todos, nos sentimos Indiana Jones y nunca cesaremos en la búsqueda de este Santo Grial de los senos.

:: Descargar este vídeo de YouTube gratis ::

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *