Aquaman

Con Aquaman en DC me pasa algo parecido como con Thor en Marvel: son dos personajes que a priori me llaman poco la atención por lo que se puede decir que los conozco lo justo y básico (y para de contar) En el caso del mencionado heroe de Marvel, por más que pueda levantar discrepancias (lo cual entiendo) las tres películas que ha tenido hasta la fecha me han hecho verlo desde otra perspectiva, si bien me sigue costando mucho de entrar en algunas etapas suyas que según muchos se pueden calificar de clásicos. En el caso del superhéroe acuático de DC lo que más tenía en mente antes de ver la película fue la parodia que tuvo en la serie The big bang theory, donde se quejaba Raj (uno de los protagonistas) de lo ridículo que es. A eso hay que añadirle el poco éxito que ha tenido hasta ahora DC en su intento de levantar un universo de películas como Marvel (con la única excepción de Wonder Woman, que si convenció más tanto a público como a crítica) pero en mi caso tenía esperanzas de que el resultado final fuera convincente a tenor de la buena imagen que me dió su presencia en la irregular Liga de la Justicia, lejos de su imagen más clásica (esa más ridícula según la referencia previa a The big bang theory)

Leer más

Liga de la Justicia

Los de Warner/DC estan muy desesperados por intentar forjar un universo cinematográfico más o menos cohesionado como el que lleva forjando Marvel desde hace casi una década (cuando estrenó el primer Iron Man) y con más de una docena de títulos en el mismo. Hasta ahora se habían topado con las críticas más bien malas que cosecharon tanto Batman v Superman como la de Escuadrón Suicida, pero vieron el cielo abierto cuando la de Wonder Woman si consiguió dar en el clavo y convencer a casi la mayoría de la crítica y el público. Con la presente Liga de la Justicia que en principio empezó Zack Snyder aunque al final culminó Joss Whedon se la jugaban, y más allá de su previsible éxito en taquilla, ¿el resultado entretiene?

Leer más

Batman: La Lego película

Cuando hace tres años llegó a las pantallas La Lego película fuí a verla convencido de que sería una tontería que con suerte me serviría para pasar el rato, pero de la que no esperaba gran cosa (lo cité entonces y lo sigo diciendo ahora: ya no saben de donde sacar películas y hoy en día incluso lo más insospechado puede ser adaptable, sin importar la calidad de lo que salga) Como es lógico, el mayor sorprendido fuí yo cuando pude ver que no solo estaba bien, sino que realmente ESTABA MUY BIEN, por lo que me alegró que su merecido éxito llevara a este spin-off con uno de los secundarios de aquella, el famoso justiciero de Gotham de los comics de DC, como total protagonista.

A estas alturas todo el mundo conoce a Batman, por lo que esta cinta no nos lo vuelve a presentar, pero me atrevería a decir que es el que mejor nos sabe mostrar el caracter que define a este superhéroe: la de un hombre solitario, amargado y un poco pretencioso y engreido (todo ello desde una óptica divertida y muy amena, ya que nunca hemos de olvidar que estamos ante una película dirigida hacia el público infantil, si bien será plenamente disfrutable también por los adultos) Es triste tener que admitir esto, pero siendo una figura de Lego creo que nunca había sido tan bien descrita la psicología de este personaje como en el presente título, superando con holgura a lo visto hasta la fecha en ese universo cinematográfico en imagen real donde este superhéroe está a cargo del actor Ben Affleck.

Leer más