La Llorona

Las cintas de terror de las últimas décadas se ha caracterizado por explotar determinado tipo de franquicias con sucesivas secuelas que iban deslegitimizando las virtudes de los títulos inaugurales. Eso desprestigió a un género que nos ha aportado una multitud de pesadillas y angustias, hasta que llegó Expediente Warren, cuyo éxito propició una secuela que seguramente no será la última. Lo realmente sorprendente es que no hayan abusado (por lo menos de momento) de esta saga con muchas secuelas, sino que les ha dado por los spin-offs, ya que tras los de Annabelle y La Monja (con sus respectivas secuelas, en el segundo caso aún en proyecto), ahora nos llega el de La llorona, que dentro de esta franquicia donde se incluye sería ya su sexta entrega, pero que se puede ver sin ningún problema aunque no se hayan visto ninguna de las otras películas.

De hecho estamos ante una película cuyo enlace con las otras tan solo es testimonial, centrado en un muy escueto flashback que la relacionaría con la primera entrega de Annabelle (la cual a su vez fue el primer spin-off generado por la película original), sobretodo por la presencia secundaria del actor Tony Amendola, que repite aqui su personaje de Padre Pérez que ya interpretó en esa antes mencionada película. Por su parte el personaje que da título a esta cinta proviene del folclore mexicano, y podría considerarse más o menos el equivalente al popular Hombre del Saco o el Coco con el que se espanta a los niños pequeños poco obedientes.

Lo básico de la leyenda de este personaje se conserva en esta película, si bien no pasa nada por mencionarla ahora ya que no podría considerarse spoiler del presente film. Según la misma se trata de una joven pobre que se enamoró de un noble que tan solo la quería por interés sexual, si bien la supo engatusar de tal manera que ella creía estar viviendo una hermosa historia de amor. Como fruto de la misma nacieron dos niños, pero pasado cierto tiempo el hombre desapareció y cuando volvió a saberse de él estaba acompañado de una mujer más joven y bella que la protagonista, lo cual llevó a la misma a un furibundo ataque de celos, en el cual ahogó a los dos hijos que había tenido con el noble por el despecho que le había hecho éste. Como es natural, tras su enajenación se dió cuenta de lo que había hecho y se suicidó, permaneciendo en este mundo como un ente fantasmagórico que busca a los hijos de los demás para así sustituir a los suyos que ella asesinó, asustando a sus hipotéticas víctimas con su sobrecogedor llanto.

La historia de este personaje tiene muchas variantes según cada pais, pero tal y como se ve en esta película puede ser que recuerde a relatos anteriores como por ejemplo la cinta Mamá dirigida por el responsable de la exitosa It, adaptación de la obra de Stephen King. Pero aunque la premisa no se pueda considerar original (en parte por lo trillado que ya está el cine de terror por su excesivo abuso de fórmulas preestablecidas), hay que admitir que el resultado es una película entretenida y correcta que se amolda sin problemas a los esquemas básicos planteados por esta franquicia. El problema estaría en que se hubiera agradecido que ahondase más en el rico folclore del que sale esta leyenda (como si hizo por ejemplo el Coco de Pixar), en vez de centrarse en orquestar una sucesión de sustos resueltos de una manera más o menos acertada, entre los cuales destacan sin duda aquellos en los que los niños de esta historia están a solas con La Llorona.

De su reparto destacar a la actriz Linda Cardellini como la heroica madre (y aqui viuda) coraje que intentará salvar a sus retoños de este maligno ente tras haberlo desatado de manera casual, ya que el resto de personajes tan solo se amolda a sus respectivos roles, sin destacar de manera especial. De todas maneras aunque la historia esté situada en la ciudad de Los Ángeles en los años 70, ese sería tan solo un detalle del todo intrascendente, cuyo único propósito es enlazar de forma muy colateral con la franquicia principal, pudiendo haberse desarrollado en cualquier momento y lugar. Pese a que figure el nombre de James Wan como productor, este nuevo spin-off peca de lo mismo que todos los que le han precedido: el Wan productor no es tan bueno como el Wan director (el fue el responsable de las dos primeras cintas de Expediente Warren) Más disfrutable cuanto menos se la relaciona con la franquicia de la que sale, el trabajo como director de Michael Chaves se demuestra correcto y conciso, amoldándose a una duración estandar (93 minutos), sin alargar demasiado la historia.

============================
  • FICHA TÉCNICA y SINOPSIS en IMDB (en inglés) y FilmAffinity (en español)
  • Galeria de posters por este enlace, destacando a mi gusto de forma especial el de este enlace.
  • FECHA DE ESTRENO EN ESPAÑA: 18 de abril de 2019
  • LO MEJOR: Su concisión y concrección, así como su falta de pretensiones, unido a un reparto funcional donde destaca la sufrida madre protagonista o los momentos en los que sus hijos están solos al alcance de La Llorona.
  • LO PEOR: No ahondar más en el folclore del que sale esta leyenda, quedándose en lo más trillado de su premisa argumental, así como su muy escueta relación con el universo de la franquicia Expediente Warren.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.